Leave a comment

El orgasmo de la mujer

edeamor

hym

Ene
07
2013

Una mujer en la cama necesita un hombre que la trabaje. Así, en el trabajo del hombre, la mujer puede llegar a su orgasmo. Con frecuencia, es el hombre el que alcanza su orgasmo antes que la mujer y ésta queda insatisfecha. El orgasmo del hombre no marca la relación sexual, no la hace. Es el orgasmo de la mujer la que marca el inicio de una relación sexual, del amor sexual.

La mujer necesita, al principio, que el hombre la penetre para que su vagina comience a crecer y llegue a un punto en que es necesario otra cosa del hombre. La vagina se calienta en el placer vaginal, por la penetración del hombre, pero no llega a su orgasmo en esa penetración. Es necesario, una vez calentada la vagina, el trabajo del pene en la vagina.

El hombre acostumbra a penetrar, pero no siempre sabe penetrar. Hay que saber penetrar, hay que saber en cada momento lo que se necesita en la penetración. Lo que la mujer exige del pene en su vagina.

Al principio, la penetración tiene el sentido de agrandar la vagina. Es la penetración de acercamiento a la vagina. El pene se acerca para agrandar el camino del placer vaginal. El pene calienta la vagina en el acercamiento a ella.

Una vez agrandada, una vez calentada la vagina, la penetración tiene el sentido del placer de la mujer. Es la penetración por placer. El pene penetra la vagina para darle a la mujer un placer en su vagina. Por tanto, en este punto, el hombre ha de ir más lento en su penetración y más profundo en la vagina.

Ya no hay que penetrar para poder entrar. Ahora, se está dentro y se debe buscar el placer en la mujer. No hay que buscar el placer de los huevos, derramando el semen. Si se hace esto, la penetración ya no es por placer, sino por derrame. El hombre penetra para derramar, para buscar sólo su placer carnal, pero no para dar un placer.

Hay que ir despacio en la penetración por placer, como saboreando el lugar de la vagina, sin tener prisa ni por entrar ni por salir. Hay que ir tocando los diferentes puntos de la vagina con el pene. Hay que levantar la vagina con el pene. Hay que penetrar hasta el fondo de la vagina, hasta que los huevos toquen a la mujer y ahí levantar la vagina, tocar su parte delantera por dentro, donde está su clítoris, que es el éxtasis del placer vaginal. De esta foma, la mujer empieza a ver su orgasmo, a entender cómo se llega a su orgasmo de mujer, en lo que hace el hombre en su vagina.

La vagina de la mujer está hecha para dar forma al pene del hombre. Ella lo mete dentro y hace bailar al hombre al gusto de ella. Es el baile del amor vaginal, del placer vaginal. Así, toda mujer puede llegar a su orgasmo. El hombre tiene que esperar a derramar. Para eso, no puede ir como al principio, rápido. Tiene que ir lento en su penetración, y como dándose cuenta de lo que quiere la mujer.

Al hombre no le gusta esperar para derrmar el líquido de sus huevos. Por eso, no todo hombre vale para la cama. La mujer necesita de un hombre que sepa penetrarla, que sepa dar a su vagina lo que hace falta en cada momento de la relación sexual. Que sepa ver que su pene es sólo instrumento para llevar a la vagina a su orgasmo, propio de la mujer.

De esta forma, los dos quedan satisfechos en la relación. No sólo el hombre en su orgasmo, también la mujer en la delicia de su vagina. Una mujer que valora su vagina es una mujer que sabe valorar los huevos de su hombre dándole el placer vaginal.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: